sábado, 26 de mayo de 2012

Sobre el Amor

Vamos a mirar el amor desde una vista amplia. ¿Qué le sucede al alma cuando decimos a una persona te amo? En una pareja cuando el hombre le dice a la mujer, te amo y al mismo tiempo la mujer le dice al hombre, te amo. En ese momento abrimos y tocamos el corazón de la otra persona. ¿Es este amor lo suficientemente fuerte? ¿Soportará las dificultades que vendrán más tarde? ¿En este amor, realmente se podrá confiar? Si tu realmente sientes con tu corazón y con tu alma, sabes que eso no es verdad.
Algo más grande tiene que ser añadido para hacer el amor realmente fuerte, les voy a decir una frase para que puedan meditar y poder entender, que es lo que se necesita añadir. Si el hombre le dice a la mujer y la mujer le dice al hombre: “TE AMO Y AMO TODO AQUELLO QUE NOS CONDUCIRÁ”. En ese momento reconozco que yo y la otra persona, seremos guiados por una fuerza más grande que trasciende el amor personal.

Por que si una pareja, se ha unido para tener una relación, tienen la intención de hacer algo en común. La mejor intención es tener hijos juntos, porque entonces no solamente serán una pareja, sino padres también. Porque si tiene hijos estarán ocupados en un esfuerzo común, por muchos años. Esta es una tarea que los junta, es la tarea mas grandiosa que un ser humano puede emprender y a partir de esta tarea tendrán su más grande dignidad, esta tarea los une más que el amor inicial.

El amor de la pareja se profundiza más cuando se vuelven padres. Ser padres va a demandar mucho más que ser simplemente pareja. Después de un tiempo algo se desarrolla entre ellos dos, que va más allá de la intención de ser pareja y ser padres. Ellos sienten que tiene que hacer algo más allá que esto. Se sienten en sintonía, con una tarea y una vocación más grande. Centrados de esta forma, las parejas comprenden mucho más, porque muchos escogen un movimiento así, porque quieren alcanzar, más allá que las formas comunes.

Al final cada persona es guiada, de una manera particular e individual, aún si nos volvemos parte de un grupo, porque ser parte de un grupo, asemeja la relación entre un hombre y una mujer. En el grupo son unidos por un amor común y un propósito común, pero también sienten que, que hay algo después de un tiempo, que los mueve más allá. Al final cada tarea es personal y cada vocación también es personal y única.

Esto significa que al final cada persona, tendrá que pararse en sus propios pies solo. La perfección y el sentirse completos solo se alcanza de esa manera. Cada persona es responsable por si misma, de estar unido a algo más allá y de una manera única.

Cuando el hombre le dice a la mujer y la mujer le dice al hombre, te amo, y amo la manera particular y única como es guiada tu vida y amo la manera particular y única como es guiada mi propia vida. Este amor será más duradero que el inicial que une a una mujer y a un hombre. Podrás sentir que tan amplio y profundo es este amor.

Si yo le digo a mi pareja : te amo y amo como eres guiada particularmente y amo como soy guiado particularmente, estamos de acuerdo que amar a la otra persona va más allá de si esta persona permanece unida a mi, o si esa persona se desarrolla de una manera diferente a como yo me desarrollo. Entonces al final, aún aquello que nos separa al uno del otro, nos une de una manera particular y profunda y de una manera muy especial.

Este amor tiene fuerza y puede durar hasta el final. Estos son pensamientos difíciles y de alguna manera puedes sentir lo que esto significa, para ti mismo y para aquellas personas que tú amas.

Bert Hellinger. Caracas Venezuela. Junio 2001

1ª Parte